Canicas en el suelo (bocetos de un poemario)

Compaginamos frases
mientras esperamos el día
manía del amanecer
lo que nos encuentra dormidos
sueños infantiles que buscan
la tierra de lo perdido

Vi un balancin de alta mar
un delfín que huyó aterrado
una estrella del fondo del oceano
después el petróleo tal vez
una cama derramada en la mancha
historias suscritas a mi ceguera 


El astopririus nació una tarde
en que la calle entre júpiter y saturno
sonreía condescendiente con los meteoros
no hizo falta un sacrificar un ave más
todos nos saciamos del amor
y mi dislexia no fue importante para un poema
brisa de mil colores que nos abrazó

Dejamos las canicas en el suelo
cansados de jugar y batir la tierra
nos dedicamos a comer al medio día
hacía un río como frío de invierno
y el martillo gemía como una tía
faltó ordenar el patio y sus mangos
no hubo una canción de regreso
apenas nuestras barrigas crujiendo
y esos años que se quedaron latiendo

Tiene que ser sin odio
que crezca el manzano
que labre la tierra
que sueñe el poeta
tiene que ser sin odio 
que la tierra haga 
que los tiempos vuelvan
que el color atienda
tiene que ser sin odio
que el sonido se haga
la palabra llegue 
y el momento cante
tiene que ser

Poetizados y sonreidos
van esos seres encantados
buscando en las esquinas a los caídos
dando abrazo al àrbol que está solo
dando palabras al césped sin oído
los jueces han sin juicio y veredictos
reencontrado sus pasos en las marcas
que otro dejó en el suelo de los juegos
los aires se han limpiado para todos
ya fue el tiempo de zozobra y de dolor
dividamos el premio de existirnos
bailemos pronto a este corazón


Lo más triste de todas estas puertas
que se abren y se cierran a escondidas
son las conversaciones que susurran
los tiempos que se cuadran y negocian
las condiciones que se buscan y se encuentran
no hay espacio para lo que divierte el alma
el regocijo del uno con la otra
más allá de una traición pactada
no parece una casa lo que escucho
más bien es un salón sin convivencia
hay ganas de romper y de arañarse
que salvaje es la ilusión sin la promesa


Las noticias de hoy dan cuenta
de que habitamos y no vivimos
compartimos sin compasión
¿Fue correr leer el tiempo sin amarnos
 romper la fuente sin contemplarla?
son los ojos ahora que arrojan nuestros datos
al mar del cerebro que contaminamos
la prepotencia es ciega y tiene hambre
habría que entender lo que escuchamos
más allá del sonido manifiesto

No tengo miedo 
estoy sentado tramando un beso
que es mío y solo mío 
por ende es un beso colectivo 
que arrojó por la ventana en humo
puede que mi señal sea ya breve
pero aún tengo fuerzas para verme

Tú último poema triste
no nacerás esta mañana
venías apurado y corriendo
con ganas de salir al mundo
como el tiempo sin tiempo
vendrán otros relojes o manillas
pero ninguno que pueda parecerse
a esa locura hermosa que te precedía

Es del suelo todo árbol
todo humano
toda canica

Siento que me observan
las aves, los días, los perros
las horas, las escaleras
el ministerio de energía y minas
y todos coinciden conmigo
la vida es un juego de canicas

Hago malabares con mi corazón cansado
con mis pulmones tiesos hago sonidos
pinto con mi aliento y con mi frío tejo
estoy mojado por un largo viaje a ningún lado
vuelo con mi piel escama y nado con cabello pluma
una cuenta bancaria imaginaria me dividenda
los bostezos que ha tramado la aurora
y aún así pienso que llenarse de tierra las manos
es un milagro que no rige la estadística.

Feo y malo como espejo quebrado
ahí reside mi belleza
entre el desconcierto de verme
peinando piedras
labrando campo
mientras le pego a una vaca
que no quiere trabajar como yo
anda animal y produce!
me grito exaltado
anda alpaca y abriga
anda asno y contribuye
la mentira anda suelta
despiadada quiere ser atardecer y no llega a mañana.

A 20 nudos del lado oeste
un caracol izó su bandera
y subió una pared de piedras de oro
y estaba una reinita que era una galleta
y trataron de ser felices
pero la felicidad se lleva en la sangre
y los ciegos vemos dolidos
la mezquindad de los ruidosos

Señor no me importa que usted piense mal de mí
no me disculpo por el que soy
quizás mi rumbo sea inexplicable como el suyo
pero yo quise con gusto guiarle a buen camino
sé que llego bien muy a pesar que no nos entendimos

Las dos canicas se encontrarón
una de ellas prima y artista
le golpeó a otra estadista
y se movieron ambas de sitio
para aparentar lo sucedido
pero levantaron polvo y costura
eran canicas de loro y dentadura
Y no se pudieron ver porque sufrían
porque la tierra no las quería
¿Dónde jugarían?

Se me olvida mi dirección
me la paso en las nubes
un día caeré de mí
como una bolondrona cae de una azotea
o un beso de una enamorada
con una fuerza de escultor
y los gritos no me hallarán

Palabras ígneas
piedras esdrújulas
nombres de arena
risas onomatopéyicas
miradas sorprendente
pieles inesperadas
además
la esfera no tiene conceptos
solo vive en la chispa.

Gravas entre tus Arenas
limos y arcilla
en tu organolepsia de partículas
norma del antisismo
que dolor
qué lágrima.

Grano que se aplaste a tu cara húmeda
que muestra tensiones capitales
pesadillas en tus sueños capilares
que nos separen mientras tiembla
el labio mío en el labio tuyo
y al amor se le oiga brotar
en cada ola que afuera pasa
ni hablar de diferencia
que el juego de mi mar avive las ideas.

Terreno seco
ligera de cohesión
y no se reducía a polvo
aquella cala en tu bañera
ni tu hueco de gata escondite
sostenía tu alma que erosionada iba
fue culpable tu ambición
más que el viento
arenaste
como bebida entre mis dedos
deshacía tus vocales.

Dijimos densa
pero fue arcilla muy blanda
compactada escucharon
dura
loes yesíferos
turba, hormigón y margas
y agua clara
sin mi agua el somos no existe.

A eso que tu llamas nieves
yo le digo arcilla glacial
y todos pasamos frío
las nubes hacen formas
que cuidan al sol y la luna
que ya no salen juntos
hay frío en las cumbres
tierra en los pies
y una ciudad gelatina
donde la energía es igual a la velocidad
por la intriga de la cuadratura.

Mi peso específico es saturado
sumergido en el agua de tus deseos
freático
sin terreno
de capilaridad limitada
sin estrato
con alto índice de poros
con coeficiente de desordeneidad
disecado
mojado
todo soy para ti
canica en el suelo.

Cuchara de casa grande
en ti mediremos si el amor
es parte del deseo
o es el deseo
lo que parte al amor
mientras unas con otras
se arriman y chocan
se parten y buscan petróleo
derramado en nuestros dedos.

Excavare hasta encontrar tu gema
la superficie no me detendrá y lo sabes
me han dado ya la libertad
ahora podré correr y sacar la lengua
y beberme el agua del parque
mearme en el parque
que no lo haré
sin estrato alguno correr 
y tratar de montar el árbol
ni hablemos de caudal
el peligro de nuestra junta será el amor.

En suelos normales
en tensión neutra
con las resistencias a compresión
por equilibrio de fuerzas
déjame ser libre
hasta el fenómeno de la consolidación.

Mi pie ha rozado tu pueblo
tu pueblo amparó mis pies
todo ese terreno que llamas masa
me ha hecho el gradiente hidráulico
que provoca el sifonamiento.

De tu mano
siendo muestra de suelo
no construyas más por el amor de dios
has árbol de casa
pero no más edificios petrificados
no más ciudades ni zoológicos
papel de filtro
no más drenaje ni sin fin
saca las poleas gigantes
mata la grua
no más llaves de paso
aquiétate vieja arquitectura
para que podamos jugar como niños.

Si buscas un imán
mira tus rodillas
ellas saben el final
del juego del cuadro.

La gravedad de mi pueblo
duerme en un dique
de inamovible lealtad a la paz
pero en mi pueblo tiembla
como cuando hace frío
sólo que es el sol lo que nos congela.

La roca, la piedra
su deshacer se ha transmutado
en miles de nichos
donde juegan a la familia
al sexo, a la sal
miren allí chimeneas aladas
alfas y omegas
haciendo temblar los vidrios
contenidos en la gran canica.

De arcilla mi cuerpo
se hincha y se desinfla
según el poder divino desee
es del universo mi voluntad
por eso escribo
para hacer del suelo el cielo.

El hermoso pie de ella bailoteo
durante casi mil minutos
era un péndulo perfecto
que levita al frente de mis ojos
mientras su sonrisa me reía
poetizado como soy
entendí que era una grúa
debajo o dentro de ella
se construía algo desconocido
otra metra.

Mi imaginación ígnea
que no entiende de trabajadores mal pagados
que no entiende de edificios y más edificios
que no le rinde culto al dios cemento
algún día volverá a enramar
los pisos de las torres
que por encima de mí
se alzan diciendo aquí mandamos nosotros
las hojas sueltas.

Esos son dragones hija
detrás de los vidrios tienen un fuego
quieren más de todo
pero ignoran lo que quieren
ni los mires
son dragones.

Bitumen que de la tierra emanas
lleno de canicas invisible
huequito tonto de la existencia
que vas dañando mis dedos
uñas sucias que cuál señales de humo perdidas 
muestran el dolor incoloro silencioso y espeso
gritos de trampa y azar en la tierrita sin paciencia.

Lechera o Balín
acerito o Esfera
palomo o canica
pique o chilindrina
pepita o cayuco
tantos nombres para una esfera
que se vuelve sonrisa
hay poemas de la niñez
que los adultos queman
a pulgar engarrotado
esperando lanzar al espacio
la barbarie de la conquista 



Hasta aquí las trenzas de los helechos
las gotas en la frazada
estos días quedarán para siempre
como todos los días doliendo
¿Valió la pena?
el gran silencio que reina
se ríe a carcajadas de mí
quien ríe de último aguanta la carcajada

Ser que no se comunica
forma de cemento que son
rigidez inconmensurable
mandan a abandonar tareas
lloran las rosas
se hacen las locas

No responderé a tu paso apurado
a la risita que escondes
a los cuentos que te guardas
me quedaré viéndote ligera
hoja que desde el árbol sonríes
eres tan mía y no lo sabes
no conoces la palabra raíz

Podrian todas las esferas
rodar hacia el tiempo desconocido
éramos tres quienes nos creímos invencibles
hasta que un día se nos perdieron los juegos
tuvimos que crecer de sopetón
como quien clava una estaca apurado
sin machacar ni magullar
nos dirijia el rayo de la tormenta
avisando que en aquellas costas
llovía como un profundo llanto de la tierra


Guardé mi país en mi bolsillo
me fuí con él y me lo llevé a todos lados
se lo mostraba a la gente feliz y entusiasmado
mira y puede verse así o de lado
ese que fue mi sitio y ya no era
se había convertido en un quién sabe
lleno de rabias y combates
que no eran la fiesta que antes era
yo cargaba una copia que me hice
de recuerdos y trozos de poemas
de canciones y grandiosas melodías
de ritmos y de palabras que eran solo mías
mi país que no cupo en otra parte
que pegado a mi cuerpo entre una tela
soñaba por las tardes con las playas
y al medio día olía su comida
mi país de tristezas y bostezos 
como el país de tantos del destierro
fue un país que un día sólo brillaba
más que el sol cuando aparece en invierno
fue un coro mi país un día
fue un grupo de mariposas que me llevaba
encima de unas nubes solo mías
también fue grito mi país un tiempo 
y fue un recuerdo porque no lo tengo
tuve que devolverlo a ver si así
del mío saca otra copia y aún yo sueño
Que un día volveré a esa nota que encontré perdida
entre las llaves, las monedas y los días.

Hacer poemas puede doler
de una circular en los ojos
Una lluvia quizás
Una tormenta
quizás una mañana
y una queja
es preciso el dolor
y la penumbra
para que la palabra sea y se convierta
en un grupo de respiraciones contenidas
es entrar en el mar sin nada de aire
y nadar con los peces hacia nada
por eso los poemas flotan
como buscando un puerto

Amancaes para esta ciudad
que cobijó a quienes caminaron
por encima del paso de los pasos

De vicuña y de guanaco
vi que pasaba
la más linda de las tardes
abrigada en ráfaga de nubes
amparada de física y de costumbre
me dolía la barriga y no podía
perseguir su paso de rostro negro
entonces fue cuando me hice
ser volador de mil colores
y desde arriba adorne su trama
como quien adorna la calle con las flores

Libertad significaba armar el patio
tirar las canicas y llenarnos de tierra
era viajar al espacio
entrar al complejo mundo de las hormigas
y contarles que no tuve buena nota
pero mi maestra no me dijo nada
ellas y yo transportabamos dulces
a las pequeñas cuevas que cavaron sus padres
pronto se mudarán me decían 
vendrá una construcción
y yo no lo creí hasta que vi
el edificio en que se convirtió mi casa


El mundo se está incendiando me dice mi prima
deja de escribir poemitas tontos y vente a una fiesta
y yo le digo que podré apagar el fuego diciendo agua
y ella se ríe diciendo tonto
y yo me rio y baño su dedo gordo de saliva
ya no podré ir a la fiesta me dice
entonces entiendo todo el silencio
que rodea las habitaciones

Los padres son como los limones
de hecho son limones y flores de limones
curan las gripes y los resfríos
la sed amainan
el tiempo calman
algunos amargos y picantes
con semillas o en el suelo
como mis canicas y sus pintas
los limones son como los padres
guían y educan el aroma de las mañanas

Copé canca abludumir
y voltee enseguida 
era la voz del suelo en mi oído
estaba acostado 
midiendo una canica verde con azul y amarillo
con una oreja en la tierra
pero no pude contenerme y brinqué
y mi oponente al verme serenamente me dijo
es la brea que quiere conversar contigo
desde entonces dediqué mi vida al petróleo
como forma de entender a mi contrario
que se ha hecho mi amigo con paciencia y tiempo
aunque ya no hay canicas ni patio

Escucharnos es atar tu corazón al mío
a través del puente invisible del sueño
compartir un sueño que no ha nacido
que parece que viniera de repente
no se trata de irnos o quedarnos
ni se trata de puentes sobre puentes
escucharnos es regalarte mi palabra
y aceptar la tuya que ya no muerde
te lo he explicado de todas las maneras
escuchar es amar con otras formas
no meternos el uno dentro de otro
eso es penetrarse y acabarnos

Share

Leave a Reply